No he venido a abolir la ley
Homilia del día
Que abra mi corazón para que penetre tu palabra, tu luz y tu vida.