Menu



34a. sesión. Cartas de Juan
Curso de La Biblia
Son una síntesis de lo que tiene que ser una vida cristiana.


Por: P Antonio Rivero LC | Fuente: Catholic.net



CARTAS DE SAN JUAN


I. INTRODUCCIÓN



Las tres cartas que llevan el nombre de san Juan –una más general, importantísima, y las otras muy breves- han sido escritas por el mismo autor del cuarto evangelio. San Juan fue el discípulo que Jesús amaba con predilección y al que fueron revelados los secretos del cielo; aquel que se reclinó en la Cena sobre el pecho del Señor y que allí bebió, en la fuente del sagrado pecho, raudales de sabiduría que encerró en su Evangelio, como ya hemos visto.


II. OBJETIVO DOCTRINAL: Conocer y ponernos en contacto con las cartas de san Juan, el apóstol a quien Jesús amaba.


III. OBJETIVO VIVENCIAL: Vivenciar el mensaje de estas cartas.


IV. TESIS: Las cartas de san Juan son una síntesis de lo que tiene que ser una vida cristiana: por encima de todo el amor y la vigilancia para conservar y defender la propia fe y doctrina.


V. EXPLICACIÓN DE LA TESIS:

1. Autor, fecha y destinatarios


El autor de la primera carta y del evangelio es Juan, el apóstol virgen, uno de los predilectos del Señor. El autor de la segunda y tercera carta tal vez sea un cristiano perteneciente a la comunidad joánica y conocido por el nombre de Juan el presbítero.

La primera carta fue escrita alrededor de los años 95-100 d.C.

La segunda y la tercera carta fueron escritas alrededor del año 100. Tardaron en ser aceptadas dentro del canon de los libros inspirados. La segunda está dirigida a una comunidad cristiana llamada “Dama Elegida”, una iglesia amenazada por seductores (gnósticos) que no confiesan a Jesucristo hecho carne. La tercera va dirigida a una persona particular, que se llama Gayo.


2. Características literarias

a) La primera es una encíclica de carácter homilético y teológico.

b) Las tres tienen un carácter polémico, pues están escritas en el marco de la controversia 128 que sacudió las comunidades joánicas de los últimos decenios del siglo I.

c) Vocabulario de la literatura de Qumrán: antítesis Dios-mundo, luz-tinieblas, verdad-mentira.


3. División y contenido temático

Nos centramos en la primera, que es la más elaborada teológicamente y que recoge los elementos doctrinales de las otras dos:

a) Dios es Luz (1)
b) Dios es Padre (2-3)
c) Dios es Amor (4-5)

El anticristo es el adversario de Cristo, y es toda persona o doctrina que va en contra de la luz, que es Cristo Jesús. Debemos rechazar el anticristo.


4. Contenido teológico y espiritual

Este es el contenido teológico y espiritual de la primera carta:

a) Necesidad de caminar en la luz, no en el pecado que es la oscuridad del anticristo, pues Dios es Luz.
b) Necesidad de vivir como hijos de Dios Padre.
c) Necesidad de amar. La caridad es la prueba de nuestro amor a Dios. No basta con creer; hay que cumplir los mandamientos del amor, y hacer la voluntad del Padre.

Este es el contenido teológico y espiritual de la segunda carta:

a) Pureza de la fe.
b) Amor fraterno.
c) Ruptura con los falsos maestros.

El contenido de la tercera carta es:

a) Ser fiel a la verdad y vivir de acuerdo a ella.
b) Imitar lo bueno, no lo malo: quien hace el bien es de Dios.


VI. CONCLUSIÓN: Las tres cartas de san Juan son una magnífica síntesis, hecha desde una óptica muy especial, de lo que tiene que ser la vida cristiana. Su mensaje sigue siendo actual porque los cristianos quieren saber también hoy cuáles son los criterios válidos para descubrir dónde está el Espíritu de Dios, para conocer cuál es la verdadera dimensión de Cristo, para vivir así con total autenticidad una fe siempre en peligro.


VII. ORACIÓN: Señor, ayúdanos a ser fieles a tu doctrina y a tus mandamientos, sobre todo, a tu mandamiento del amor. Pon en nuestro corazón la plenitud de tu caridad, para que amemos como tú amaste, quita de nosotros todo egoísmo que destruye la caridad, que es la principal virtud del cristiano. Amén.

_____________________________



  1. La controversia era una curiosa corriente de pensamiento que le gustaría convertir a Jesús en una especie de fantasma que no habría tenido nunca una existencia terrena. Llegó a convertirse en herejía: la herejía docetista: “Jesús parece que come, que ríe, que bebe, que duerme...”.regresar





  • Preguntas o comentarios al autor
  • P. Antonio Rivero LC



    TEMA DE DISCUSIÓN EN EL FORO

    1. 1. De acuerdo a la Primera Carta de San Juan. ¿Qué es lo más importante para tener una buena vida cristiana?

    2. Juan advierte que hay dos clases de espíritus: el que procede de Dios y los que no vienen de él. ¿Cómo podemos distinguirlos y discernir entre ellos? (1 Jn 4 )



    El foro ya está cerrado pero puedes leer los comentarios en la

34a. sesión. Cartas de San Juan











 

Reportar anuncio inapropiado |



Publicar un comentario sobre este artículo

 Nombre
 Email (no será publicado)

 País


Comentario



* Gracias por su comentario. El número de mensajes que pueden estar en línea es limitado. La longitud de los comentarios no debe exceder los 500 caracteres. Catholic.net se reserva el derecho de publicación de los mensajes según su contenido y tenor. Catholic.net no se solidariza necesariamente con los comentarios ni las opiniones expresadas por sus usuarios. Catholic.net no publicará comentarios que contengan insultos o ataques y se reserva el derecho de publicar direcciones de correo o enlaces (links) a otras páginas.


Ver Comentarios


Consultorios
Mauricio I. Pérez
Liturgia, Sagrada Escritura, Teología y Mariología
Carlos Gustavo Mejía Medina
Filosofía, Teología, Cristología, Mariología y Sagrada Escritura
Luis García Pimentel
Apologética desde la ciencia y la economía
P. Carlos Skertchly L.C.
Formaciòn y Espiritualidad del Sacerdote
José Miguel Arráiz
Concilio Vaticano II y apologética
Xavier R. Villalta Andrade
Sagradas Escrituras, Apologética
P. Pedro Mendoza
Sagrada Escritura
Alberto Miguel Dib
El Fenómeno sectario y los jóvenes. Iglesia disidente y falsos sacerdotes.
[+] Ver más consultores
Reportar anuncio inapropiado |