Menu


Plan de vida
Es importante que nuestro plan de vida personal sea acorde y le dé fundamento al plan de vida familiar.


Por: Silvia del Valle | Fuente: Catholic.net



Apena estamos comenzando el año y estamos en perfecto tiempo para hacer un plante vida tanto personal como familiar y tratar de ponernos metas y objetivos alcanzables.

La mayoría de las veces decimos que vamos a bajar de peso, que vamos a dormir más, que dejaremos de fumar o de comer tanto, etc. pero no nos ponemos metas concretas y objetivas.

Es importante ubicarnos y darnos cuenta que mientras no sea algo tangible y concreto, nos será muy difícil lograrlo y terminaremos como cada año, decepcionados y dejando de hacer el esfuerzo por alcanzar nuestras metas.

Y es importante educar a nuestros hijos en ese sentido y con el ejemplo, de tal forma que ellos aprendan a cumplir sus metas y a llevar un proceso, a buscar tener un estilo de vida que sea coherente con lo que les estamos educando, por eso aquí te dejo mis 5Tips para lograrlo.

PRIMERO. Ponte una meta concreta para este año.
Y te digo una porque es más fácil trabajar para alcanzarla. Cuando nos ponemos muchas, nos perdemos en ellas y no podemos trabajar para alcanzar ninguna.



A veces no tenemos idea para donde queremos ir, cual es nuestra meta en la vida y por eso vamos por la vida sin rumbo o cambiando, de un lado a otro, según se nos va prestando la vida y dejamos que nos viva, sin vivirla de la mejor manera y conforme a nuestro plan de vida, para llegar a nuestra meta, que para los que creemos en Dios, debería ser la vida eterna.

Es importante que sea algo real y muy concreto que queramos cambiar o mejorar y que sea fácil de evaluar.

SEGUNDO. Piensa los pasos que debes dar para alcanzar esa meta.
Si podemos pensar en acciones muy concretas es mucho mejor. Muchas veces estas acciones deben ser consecutivas, es que una lleva a la otra.

En otras ocasiones una respalda y fortalece a la otra, eso no tiene tanta importancia, lo principal es que identifiquemos lo que nos hace bien y lo que nos ayuda a cumplir nuestra meta.

Recuerda que deben ser pasos o puntos my concretos y evaluables.



TERCERO. Ponles fecha a esos pasos.
Si los dejamos abiertos a que durante el año vamos a realizarlos, es seguro que los haremos. Por eso es muy necesario que les pongamos fecha concreta y que la marquemos en nuestro calendario o agenda para que los tengamos muy presentes.

A mi me sirve poner una acción por mes y dedicarme ese mes a lograrlo, si es una virtud que adquirir le pongo acciones muy concretas que pueda realizar para obtenerla.

Si es cuestión de dejar hacer, pues me pongo acciones durante ese mes que sean poco a poco pero que ne permitan, al terminar el mes, haber dejado ese mal hábito o eso que me hace daño.

Pero si lo ubicamos en el tiempo es más fácil realizarlo, es más real y objetivo.

CUARTO. Prepara algunas frases que te ayuden a no desanimarte.
Como somos humanos y con las cosas que nos cuesta trabajo solemos dejar de intentarlas, es importante que busquemos algunas frases o imágenes que nos motiven a seguir adelante.

Podemos buscar en la vida de los santos, en la Sagrada Escritura, en los refranes o en algún libro, frases que nos den ánimo y que nos animen a seguir.

Para esto podemos imprimirlas en hojas que podemos pegar en nuestra casa, podemos ponerlas en el refrigerador para que no las olvidemos, podemos escribirlas en nuestra agenda para que cada vez que las veamos nos recuerden que estamos en el camino y que vamos avanzando poco a poco para alcanzar nuestra meta, etc.

Ahora que estamos comenzando podemos dedicar unos minutos a buscarlas y prepararlas para que en los momentos difíciles, las tengamos a mano.

Y QUINTO. Haz una estrategia de vida personal y familiar.
Con todo lo anterior estamos listos para hacer nuestra estrategia personal y familiar para este año que comienza. A esta estrategia le podemos llamar plan de vida.

Esta estrategia debe estar formada por varios puntos:

  1. Meta.
  2. Camino o pasos a seguir para alcanzar esa meta.
  3. Aliados que tenemos para conseguir esta meta.
  4. Plan B
  5. Método de evaluación constarte

De tal forma que podamos ir evaluando si vamos bien o corregimos el rumbo, pero siempre conforme a nuestro plan de vida.

Es importante que nuestro plan de vida personal sea acorde y le dé fundamento al plan de vida familiar.







Compartir en Google+




Reportar anuncio inapropiado |