Menu


Que la Paz sea con ustedes
5 Tips para educar a nuestros hijos para La Paz y en el Amor.


Por: Silvia del Valle | Fuente: www.tipsmama5hijos.com



En estos tiempos de conflictos bélicos y aires de guerra nos quedamos tristes y sorprendidos y nos sentimos impotentes porque no sabemos cómo podemos ayudar a que las cosas cambien.

A veces parece que todo es muy difícil y que los problemas no tienen solución, pero nosotros tenemos la fórmula mágica que remedia todos estos males… el Amor, así que aquí te dejo mis 5 Tips para educar a nuestros hijos para La Paz y en el Amor.

PRIMERO. La generosidad por delante.

Para que las cosas funcionen es importante saber que debemos pensar primero en el otro, en lo que necesita, en lo que le preocupa, antes que en nosotros.

Y debemos estar dispuestos a ayudarle a conseguir eso que necesita para que sea feliz.



Por eso debemos estar dispuestos a desprendernos de nuestras cosas para ayudar a quien más necesita de nosotros.

Y si nuestros hijos ven que nosotros lo vivimos en casa, no será difícil que ellos lo imiten y lo vean como lo más normal.

SEGUNDO. El perdón es básico.

El perdón todo lo sana y así se solucionaba muchos problemas.

Es necesario que aprendamos a perdonar de inmediato y que enseñemos a nuestros hijos a otorgar el perdón aún sin que sea solicitado.



Si así lo hacemos, estamos evitando muchos problemas ya que no cabrá en nosotros el rencor que es el origen de los grandes conflictos.

Nuestros hijos no nacen sabiendo perdonar, así qué hay que enseñarles a hacerlo por lo que es necesario hacer el ejercicio con ellos.

Es bueno preguntarles por qué está enojado, que fue lo que lo lastimó y después ayudarles a comprender que quien lo provocó tiene más problemas y que por eso ellos deben perdonarle, es decir, que justifiquen los hechos, así podrán perdonar más fácilmente.

TERCERO. La humildad debe acompañarnos.

La mayor virtud para evitar conflictos es la humildad.

La humildad consiste en apegarse a la verdad siempre y reconocer si nos hemos equivocado y corregir para estar siempre conforme a la verdad.

Para eso debemos educar a nuestros hijos en la nobleza de corazón.

Por lo mismo la soberbia no tiene cabida ya que no nos permite reconocer los errores y mucho menos reconocer que necesitamos ayuda o corrección.

Una forma de educar a nuestros hijos en la humildad es que aprendan a darse cuenta de sus actitudes y hacerse responsables de ellas, no importa la edad que tengan nuestros hijos.

CUARTO. La caridad, es decir, el amor nuestro motor.

Si nos movemos desde el amor estoy segura que las cosas se verán desde otra perspectiva y podremos pensar de forma diferente, más humana y más con más empatía.

Debemos buscar ser siempre caritativos con los errores de los demás y tratar de corregirles con amor.

Esto también implica no evidenciar sus faltas en público, no remarcar sus defectos y por supuesto no quieres pasar por encima de todos para lograr nuestros objetivos.

Podemos educar a nuestros hijos con amor y desde el amor y así ellos vivirán este amor y por lo mismo, sabrán actuar con amor.

QUINTO. La oración nuestro soporte.
Es muy importante que hagamos todo lo que está en nuestras manos para perdonar y solucionar los conflictos pero llega un momento en que ya no está en nosotros la solución, es aquí donde entra la oración.

Cuando llega nuestro límite entra en juego la ayuda de Dios y la oración en el camino por el cual llegamos a Dios y a pedirle su apoyo.

Si enseñamos a nuestros hijos a hacer oración y a tener una cercanía con Dios, cuando tengan problemas, acudirán a Él de forma natural.

Esto lo logramos de dos formas complementarias. Primero que ellos vean que nosotros incluimos a Dios en nuestra vida y en nuestras decisiones y Segundo, que les ayudemos a que encuentren la forma que más les acomode para hablar con Dios.

Al principio será una oración guiada y poco a poco será una oración que salga de su corazón.

Ojalá que de esta forma logremos tener hijos que busquen la paz y la solución de los conflicto más que hijos que busquen revancha y que quieran solucionar las cosas con más violencia.

Y así estaremos haciendo vida la frase que Jesús nos dijo “Que La Paz sea con ustedes”.





Compartir en Google+




Reportar anuncio inapropiado |

Another one window

Hello!