Menu


¿Todas las doctrinas tienen algo de verdad?
Nos escribio un joven cierto dia: ¿Como saben que la doctrina de los mormones es falsa si muchas de las cosas que predican son grandes verdades?


Por: Irma Castanieda, Dr. Joseph Tham | Fuente: Tiempos de Fe, Anio 3 No. 15, Marzo - Abril 2001



Es verdad que la doctrina de los mormones contiene algunas verdades, incluso grandes verdades, pero tenemos que juzgarla en su conjunto, pues nos dice la lógica tradicional y el sentido común, que podemos encontrar algo de verdad hasta en el más craso error. Por tanto, para juzgar si algo es verdadero, tenemos que ver si los hechos propuestos para creer corresponden a la realidad o, al menos, son verosímiles. Con esta premisa te invito a analizar el caso de los Mormones.

La historia de la Iglesia de los Santos de los Últimos Días

Fue fundada por Joseph Smith en 1805 en EUA. Era un hombre proveniente del campo, que cuando tenía 10-12 años de edad, fue a Nueva York. Recibió, según él, cuando tenía 15 años, una visión de Jesucristo y del Padre Dios. La revelación fue en síntesis ésta: "Hubo en la Iglesia de Palestina una gran apostasía en el año 150 y fue destruida. El poder de las llaves dado por Jesús a Pedro fue revo­cado. Por tanto no existió autoridad en la Iglesia cristiana desde siglo II hasta siglo XIX. (¡Curiosamente, justo cuando Smith fundó su iglesia!). La Iglesia Católica es una iglesia falsificada y tampoco existe una iglesia verdadera entre todas las iglesias". A partir de esta supuesta revelación, Joseph Smith se proclamó a sí mismo como el profeta de restauración.

Afirma que antes de fundar su iglesia, él descubrió en Cumorah Hill unos platos de oro con jeroglíficos egipcios que solamente él pudo leer. Estos platos contenían una historia fabulosa de indígenas que vivieron en Norteamérica desde 1600 a.C., y traducción de estos escritos, es el Libro de Mormón. Smith dio a cono­cer el libro, pero jamás pudo enseñar los platos de oro originales.

Después de la muerte de Smith, sus compañeros Taylor y Brigham Young escaparon a Utah y organi­zaron lo que es hoy, la "Iglesia de los Santos de los Últimos Días". Según ellos, los Últimos Días empe­zaron desde 1850. Ahora tiene esta iglesia unas 150 ramas.



¿Fue el fundador de los Mormones un santo o un mártir?

Joseph Smith y sus discípulos fueron al estado de Idaho en 1854. Smith formó allí un ejército personal de cerca de 4,000 hombres. Tenía además 48 esposas. Fue declarado bajo arresto por acusaciones de gran inmoralidad, y murió durante la lucha por rescatarlo. La mayoría de los mor­mones piensan que murió mártir, pero la verdad es que Smith murió en un enfrenta­miento, disparando una pistola y matando a dos personas.

Juan Taylor (Tercer Presidente de Iglesia Mormona) escribió: "y sacando la pistola dejada por el hermano Wheelock en su bolsillo, Smith abrió la puerta un poquito y disparó seis veces... después entendió que dos o tres fueron heridos por estos balazos. Dos de ellos, me informaron, murieron". (Historia de la Iglesia, tomo 7 p. 103) Se puede ver la pistola en el Museo de Historia y de Arte de la Iglesia Mormona ¡vaya mártir!

 ¿Qué dice en el Libro Mormón?

Cuenta el mito de una migración de un supuesto patriarca, Lehi, desde la Palestina a América en siglo VI a.C. Lehi tenía dos hijos, Nephi y Laman. Nephi fue bueno y piadoso, y Laman fue una mala persona. Dios castigó a Laman y sus descendientes (los Lamanitas) e hizo que el color de sus pieles cambiara a marrón. Explica así el color típico de los que tienen sangre indígena y ¡Con la conversión a la fe de Mormón se iban a cambiar a blanco de nuevo! Según esta historia hubo una gran guerra entre los blancos y los morenos en el estado de Nueva York, en la que murieron 2 millones de personas con sus caballos, armas, etc. (De esto no presenta ni se ha encontrado ninguna evidencia arqueológica). En aquella ocasión, continúa el relato, todos los descendientes de Nephi murieron, salvo algunos.



Las investigaciones de algunos profesores de Historia de las Religiones en EUA y Alemania han sido publicadas por el investigador Dr. Michael Fuss. El Profesor Fuss muestra cómo José Smith consiguió muchas de sus ideas de las obras de Emanuel Swedenborg (1688­-1772) casi cien años antes de que Smith escribiera el Libro de Mormón.

El Libro de Mormón es el libro más correcto de toda la Tierra y por medio de éste una persona puede acercarse a Dios mejor que con cualquier otro libro, dijo José Smith en "Enseñanzas del Profeta Smith" pp. 233-234. Pocas personas tienen acceso a la edición original (1830) del Libro de Mormón. Cuando se compara el L.M. de 1830 con el actual se encuentran más de 3,000 cambios. Siendo un libro traducido por el poder de Dios, y llevado al cielo por los ángeles para verificar la traducción, ¿cómo es posible que haya tantos cambios? Se supone que es el Evangelio completo (Doctrinas y Convenios 20,8-9) y todavía no cumple 200 años.

¿Cómo refutar las doctrinas fundamentales de los mormones?

1. La gran apostasía de la Iglesia Católica en el año 150

Los mormones suelen citar Mt 24,1-12, Mc 13,21-27, Lc 21,7-8, Act 20,29-30, 2Tes 2,1-12, 2 Tim 3,1-5, 2 Tim 4,1-4; 2 Pe 2, 1-3 y Jds 17­19. Pero en ninguno de los textos citados se habla de una apostasía total como dicen ellos. El sentido literal y contextual de los versículos habla de los últimos días de los tiempos, y no del año 150.

Algunos argumentos en contra de esta afirmación serían: Mt 16, 18­19 (Las llaves del Reino), Mt 18, 18, Mt 28,20, Jn 14, 16-25 (la promesa del Espíritu Santo que quedará para siempre), Jn 16,13 (El Espíritu Santo que guiará a toda verdad) y 1Tim 3, 15 (La Iglesia como la columna de verdad) Además, Mc 3,27 dice que el hombre más fuerte entra y saquea la casa.

Si fuese verdad que el diablo entró en la Iglesia que Cristo fundó (Mc 16,18) entonces ¡el diablo sería más fuerte que Cristo! Si Cristo fundó la Iglesia, ¿no sería un insulto decir que su obra falló? (Lc 14,28-30).

La misma historia de la Iglesia también nos ilumina para dilucidar cuál es la verdadera Iglesia de Cristo. Los primeros sucesores de los Apóstoles de Cristo, conocidos como los Padres de la Iglesia, hablaban de una Iglesia, y ésta Católica, ¿dónde está citada la iglesia de los mormones con sus doctrinas en los escritos de estos, que fueron los primeros en recibir la genuina doctrina de Cristo?

2. La maldición de Dios a los Lamanitas:

Para la doctrina mormona todas las personas de color son casti­gadas de Dios. Poco hablan de esto los mormones en México o Suda­mérica (y es doctrina que se en­cuentra en el Libro de Mormón). Para ellos todos los hispanos mo­renos son castigados de Dios, pero ninguno cambia el color de la piel cuando se cambia a su religión.

3. El Dios de los mormones es el amo de un planeta:

Dios es un padre con muchísimas esposas quienes procrearon todos las almas y que existe desde inicio. Dios convocó un concilio y mandó las almas que se encarnaron en cuerpos para existir en otros plane­tas. Adán y Eva fueron enviados a la tierra pero con el pecado original, necesitaron un salvador (otro que pueda sustituirle como dios en la tierra).

Lucifer, que es el hermano mayor de las almas se eligió a sí mismo como salvador, pero fue Jesús el elegido para ello y entonces se desató una guerra en el cielo. Ganó Jesús con 2/3 de los hombres, y Lucifer, con el 1/3 de hombres que perdieron, son ahora los demonios, Jesús es el dios de este planeta.

4. Todos los hombres pueden ser dioses en otros planetas.

Por eso, pueden tener más espo­sas, y tienen interés en la genea­logía. Es un sistema de salvación un poco raro: es una progresión eterna, cuando los hombres llegan a ser dioses y habitan en sus planetas, así como Jesús llegó a ser el dios de este planeta.

5. Una salvación egoísta

Dentro de su esquema de sal­vación promueven el egoísmo, ya que cada uno debe buscar ejercer su derecho a ser un dios de un planeta, sin tener en corresponden­cia ningún deber que cumplir.

Rito mormón o rito masón

El deseo de esta respuesta no es ridiculizar las creencias tan apre­ciadas por los mormones. Muchos han ido al templo, esperando encon­trar ritos sagrados con un enfoque de adoración a Dios. Y más bien han encontrado rituales copiados de la Masonería, con sus juramen­tos y castigos sangrientos contra los que se atreven a revelarlos.

Lo que muchas personas no sa­ben hoy en día es que poco antes de exponer los ritos del templo, José Smith se había hecho masón, reci­biendo los primeros tres grados de la masonería el 15 y 16 de marzo de 1842. Y en menos de dos me­ses, reveló la ceremonia de la inves­tidura del templo mormón. Los que reconocían la semejanza ente los masones y los ritos mormones se quejaron, José Smith no pudo negar la semejanza y dijo que había restaurado los ritos a su forma pura.

Conclusión

Aunque los mormones tienen muchas cosas buenas tales como la fraternidad, el dar gran importancia a la vida familiar, una vida moral de estilo puritano, etc., es difícil ver cómo ellos pueden ser llamados "cristia­nos", ya que últimamente su credo es más una religión natu­ral que espiritual, y más aún, niega lo específicamente espi­ritual de la salvación cristiana.

Cuando uno se pone a meditar en tal cantidad de incongruen­cias internas de esta religión no puede dejar de preocuparse por aquellos que dan su asen­timiento sin cuestionárselos, pues es una muestra más de que estamos perdiendo nuestra capacidad de ser seriamente críticos.





Compartir en Google+




Reportar anuncio inapropiado |