Menu


Pedro Ruiz de los Paños y 8 compañeros, Beatos
Sacerdotes y Mártires, 23 de julio


Por: S.S. Juan Pablo II | Fuente: Vatican.va



Sacerdotes y Mártires

En diversas localidades de España, beatos mártires Pedro Ruiz de los Paños y ocho compañeros, todos ellos presbíteros de la Hermandad de Sacerdotes Operarios Diocesanos, asesinados durante la persecución a la fe en tierras españolas († 1936).

Fecha de beatificación: 1 de octubre de 1995 por S.S. Juan Pablo II

Breve Semblanza


El martirio es un don particular del Espíritu Santo: un don para toda la Iglesia. Este don encuentra su coronación en esta liturgia de beatificación, en la que damos gracias a Dios de una manera especial: “Te martyrum candidatus laudat exercitus”. Dios que, mediante un acto solemne de la Iglesia -la beatificación- corona sus méritos, manifiesta al mismo tiempo el don de gracia que les hizo, como proclama la liturgia: “Eorum coronando merita, tua dona coronas” (Missale Romanum, Praefatio de sanctis I).

Los nueve miembros de la Hermandad de Sacerdotes Operarios Diocesanos del Corazón de Jesús, que con Pedro Ruiz de los Paños y Angel a la cabeza, conforman este grupo de beatos, fueron martirizados tras haber trabajado, conforme al propio carisma, en la formación de los futuros sacerdotes en diversos seminarios de España y de México.

Entregados desde una honda espiritualidad sacerdotal al fomento de las vocaciones, como continuadores de¡ celo apostólico de¡ beato Manuel Domingo y Sol, su vida, coronada con la palma del martirio, nos recuerda la urgencia de este apostolado.



Pedro Ruiz de los Paños enriqueció, además, a la Iglesia con la fundación de las Discípulas de Jesús, dedicadas al apostolado vocacional. Grande es hoy el gozo de estas religiosas, junto con el de la Iglesia en Castilla, Cataluña, Aragón y Comunidad Valenciana, tierras de donde son originarios los nuevos beatos.

Los nueve Operarios diocesanos que conforman este grupo son:
1.    
Pedro Ruiz de los Paños
2.    José Sala Pico,
3.    
Guillermo Plaza Hernández,
4.    Recaredo Centelles Abad,
5.    Antonio Perulles Estivill,
6.    Martín Martínez Pascual,
7.    José Pascual Carda Saporta,
8.    Isidro Bover Oliver,
9.    José Peris Polo.

No son héroes de una guerra humana, sino educadores de la juventud que, por su condición de sacerdotes y maestros, afrontaron su trágico destino como auténtico testimonio de fe, dándonos con su martirio la última lección de su vida.

Texto tomado de la homilía de la ceremonia de beatificación.

 







Compartir en Google+




Reportar anuncio inapropiado |