> English
> Français
> Italiano
El lugar de encuentro de los católicos en la red
 
 
Tus Favoritos   |   Página de Inicio   |   Recomiéndanos   |   Opiniones   |   Suscríbete
Jóvenes | sección
Autor: Marcelino de Andrés y Juan Pablo Ledesma
No llores mamá, que me voy al cielo
¿Por qué llorar sin consuelo y esperanza la muerte, si nos vamos al Cielo?
 
No llores mamá, que me voy al cielo
No llores mamá, que me voy al cielo
Invito a mis lectores a que me acompañen ahora interiormente a visitar un hospital. Entramos en una de las habitaciones. Un hombre joven yace en la cama prisionero de una grave enfermedad que lo ha condenado a muerte. Junto a él está su madre. Notamos de inmediato algo muy especial. Ahí dentro se respira paz, cariño y algo más que aún no alcanzamos a precisar, pero que nos resulta igualmente penetrante.

Escuchemos por un momento el diálogo entre esa madre y su hijo enfermo en fase terminal.

"A media mañana, cuando le comenté que era la fiesta de los Ángeles Custodios y que a lo mejor, su ángel vendría a buscarlo para presentarlo ante Dios, me respondió con una sonrisa.

Al poco tiempo me comentó: - Mi ángel custodio debe tener trabajo con alguien más, porque no viene a buscarme; y cuando yo le respondí: - Tu ángel de la guarda es tuyo y de nadie más; él me sonrió.

En un momento en el que me pareció que estaba un poco mejor, le dije que me dictara las líneas que nos había leído en la fiesta de final de carrera, y que yo no quería olvidar. Entonces, con voz clara, me dictó:

Las alturas que los grandes hombres consiguieron, no las alcanzaron con un vuelo súbito, sino que mientras sus compañeros dormían, penosamente subían más allá de la noche.

Yo entonces, llorando, le dije: - Hijo, ¿te acordarás de mí cuando llegues al cielo?

Y él, dulcemente, me contestó: - ¡Por supuesto...!

Después le pregunté: - ¿Verdad que no me dejarás?

Y él añadió: - ¡Qué va...!

Viendo cómo lloraba, me dijo: - No llores mamá, que me voy al cielo."

Sí, ya no nos cabe la menor duda. Ese cuarto está inundado de fe. La fe que se traspira por los poros del alma de esa madre y de ese hijo. Una fe que se siente mucho más penetrante que el dolor. Una fe que se palpa más vivamente que la misma muerte ya a la puerta.

Ha entrado a la habitación un médico amigo y se ha quedado solo con el enfermo. Hablan. El doctor sale llorando y, abrazando a la madre del joven le dice: - No entiendo nada de lo que pasa en esta habitación.

Ante la cara de sorpresa que ella pone, como preguntando a qué se refiere, él continúa: - Un chico joven, prometedor, amante de la vida, con una familia como la suya... y habla con alegría de su partida al cielo. No entiendo nada.

Es verdad, hay muchos que no lo entienden y no lo entenderán nunca. ¿Cómo es posible que alguien pueda afrontar la enfermedad, el dolor, la muerte con la sonrisa en los labios y sobre todo en el corazón? ¿Cómo se explica que alguien con “toda la vida” por delante pueda hablar con alegría de su partida a la patria celeste dejando lo que deja?

Porque para entender y vivir esto hace falta algo que no todos tienen o no lo tienen en suficiente medida. Hace falta fe en Dios. Y es que la fe en Dios, cuando es auténtica, grande, honda, es capaz de arrancar felicidad y hasta buen humor de un hombre aunque padezca la más terrible de las dolencias.

Gracias a una fe así este joven pudo pasar el trance de su muerte sereno, gozoso, con los ojos y el alma puestos en el cielo. Gracias a esa fe convirtió su lecho de muerte en lecho de vida.

¿Por qué llorar sin consuelo y esperanza la muerte, si nos vamos al Cielo?

Comentarios al autor
 

 
Publicar un comentario sobre este artículo

 Nombre

 Email (no será publicado)

 País

Comentario



Escriba las letras como aparecen



* Gracias por su comentario. El número de mensajes que pueden estar en línea es limitado. La longitud de los comentarios no debe exceder los 500 caracteres. Catholic.net se reserva el derecho de publicación de los mensajes según su contenido y tenor. Catholic.net no se solidariza necesariamente con los comentarios ni las opiniones expresadas por sus usuarios. Catholic.net no publicará comentarios que contengan insultos o ataques y se reserva el derecho de publicar direcciones de correo o enlaces (links) a otras páginas.
     Herramientas del Artículo:
Arriba
.
Ver más artículos del tema
.
Preguntas o comentarios
.
¿En donde estoy?
.
Hacer un donativo
Envíalo a un amigo
.
Formato para imprimir
.
Descargar en PDF
.
Descargarlo a tu Palm
.
  Suscripción canal RSS

Todos los servicios de Catholic.net son gratuitos. Sólo nos mantenemos gracias a los donativos que, voluntariamente, nos hacen algunos de nuestros visitantes. Necesitamos de tu ayuda para continuar anunciando el mensaje de Cristo a través de la Red. Ayúdanos, Dios te lo recompensará.
DA CLICK AQUÍ PARA DONAR

Inicio | Secciones | Comunidades | Servicios | Consultorios | Alianzas | Foros | Contacto

Servicios por email Servicios por email
Foros Foro de Jóvenes católicos
Mapas Mapa de Jóvenes
Opiniones ¿Qué opinas de Catholic.net?
Comentarios Comentarios al editor de esta sección
Biblioteca Documentos de apoyo de Jóvenes
Preguntas frecuentes Preguntas Frecuentes
Donativos Hacer un donativo
• Mi encuentro con Dios
• Conócete a ti mismo
• Mi vocación
• Mi tiempo libre
• Actualidad
• Encuentros juveniles
• Noviazgo y matrimonio
• La sexualidad en los jóvenes
• Grupos de jóvenes
• Otros artículos
• Los Testimonios
• Sí para jóvenes. Revista mensual
Lista de correo
Temas actuales e interesantes para ti, que aclararán tus dudas, y te ayudarán a defender tu fe en un ambiente cada día más adverso. ¡Además puedes compartirlos con tus amigos!

Suscribir
Cancelar suscripción
Consultores de la comunidad
Consejo y asesoría espiritual, psicológica y médica especializada para jóvenes. Dudas de cuestiones sexuales y adicciones
Ver todos los consultores
Apoyan a la comunidad
• FOC, Movimiento Apostólico de los colegios Pureza de María
• Fundación Universitaria Católica del Norte
• Asociación Católica de la Juventud Mexicana
• Chavales
• Chicos perdidos.org

Ver todas las alianzas que apoyan a la comunidad

Eventos de la comunidad
Megamisiones FARO - Semana Santa 2014
Haz el viaje de tu vida. El viaje que te ayudará a llegar tan lejos como tu quieras. LA grandeza de tu fe.
Ver todos los eventos

Encuesta
¿Catholic.net te ayuda de alguna manera a la conversión, es decir, a un cambio de vida fruto de un encuentro con Jesucristo?
Sí me ha ayudado a llegar al arrepentimiento y al sacramento de la confesión
Sobre todo a la conversión del corazón concretado en obras
Me recuerda la reconciliación con Dios y la ruptura con el pecado.
Encuentro motivación y razones para ser fiel a la gracia de Dios
Me ayuda a convertirme constantemente a Jesucristo
Favorece a la comunión íntima de vida con Dios
No, sólo encuentro recursos pastorales y artículos interesantes
No, pues pienso que la conversión no llega a través de un portal.
Otros (escribe a participa@catholic.net)
> Ver resultados
> Ver todas las encuestas
Foro de Jóvenes católicos
¡Participa!
Homenajes  |   Condiciones de uso   |   Donativos   |   Privacidad   |   Transparencia   |   Publicidad   |   Contáctanos   |  RSS
© 2014 Catholic.net Inc.
Todos los derechos reservados
El lugar de encuentro de los católicos en la red
 
Publicidad: