> English
> Français
> Italiano
El lugar de encuentro de los católicos en la red
 
 
Tus Favoritos   |   Página de Inicio   |   Recomiéndanos   |   Opiniones   |   Suscríbete
Aprende a orar | sección
Devocionario | categoría
Moniciones para la misa | tema
Autor: P. Domingo Vásquez Morales | Fuente: Catholic.net
Moniciones para el Primer Domingo de Adviento - Ciclo B
Moniciones para la Misa.
 
Primer Domingo de Adviento Ciclo B


Monición de entrada:


Hoy nos toca celebrar dos eventos importantes: el inicio del nuevo año litúrgico y el comienzo de la preparación para la llegada del Señor. Como cristianos, tenemos la oportunidad de fijarnos unos objetivos encaminados a la conversión y la salvación, utilizando la fe, el amor y la oración, para ganar la vida eterna.

Por otro lado en el adviento nos preparamos para el encuentro con nuestro Señor en actitud vigilante y reconociendo las faltas que nos separan de la gracia de Dios.
De pie para recibir al celebrante con mucha alegría.


Primera Lectura Isaías: 63, 16b-17: 64, 1.3b-8 (Ojalá rasgues el cielo, Señor, y bajes)

El profeta Isaías nos presenta a un pueblo, Israel, que reconoce sus pecados y asume su culpa por haber fallado a la promesa que hizo con Dios. Con mucha fuerza oran por la misericordia divina, para que el Señor vuelva a ellos y puedan nuevamente gozar de la gracia divina que les prometió a su regreso al final de los tiempos. Escuchemos con mucha atención.


Segunda Lectura: I Cor 1, 3-9 (Aguardamos la manifestación de nuestro Señor)

San Pablo nos saluda hoy de una manera muy particular. Desea que la paz y la gracia del Padre y el Hijo estén con nosotros. Esto sería suficiente para gozar de un hermoso día, pero el apóstol, llega más lejos y nos exhorta a dar testimonio de Cristo para mantenernos firme en la espera de su llegada. La invitación es para todos y Dios cumple su Palabra. Escuchemos


Tercera Lectura: Mar 13, 33-37 (Velen, pues nos saben cuando vendrá el dueño)

San Marcos, el evangelista de este nuevo año litúrgico, nos presenta la exhortación de Jesús a sus discípulos a mantenerse vigilantes porque no sabemos el día ni la hora de su regreso. Pero esta vigilancia no puede ser pasiva, nos requiere estar a la expectativa, en actitud de oración y trabajo incesante anunciando el reino de Dios. Que el mensaje de este evangelio te estimule a asumir una actitud de vigilancia para lograr la salvación. De pie para la aclamación al Evangelio.


Oración universal

A cada petición contestaremos “"Cristo, escúchanos"

  • Por la Iglesia, el Papa, los obispos, sacerdotes, diáconos y laicos comprometidos, para que guíen a su pueblo al encuentro con el Señor. Roguemos al Señor...


  • Por los gobernantes de todas las naciones, para que reconozcan la necesidad de buscar en Cristo la razón de ser de sus gobiernos en la lucha por la paz verdadera. Roguemos al Señor...


  • Por los pobres, marginados, enfermos y desamparados que no tienen pan, techo ni con que abrigarse, para que compartamos con ellos lo que tenemos, no lo que nos sobra. Roguemos al Señor...


  • Por los padres e hijos, para que construyan la unidad familiar con Cristo como centro de sus vidas. Roguemos al Señor...


  • Por todos nosotros, para que la presencia de Cristo en esta celebración nos mueva a estar vigilante y en oración esperando su llegada. Roguemos al Señor...



  • Exhortación Final

    (Tomado de B. Caballero: La Palabra cada Domingo, San Pablo, España, 1993, p. 218)

    Bendito seas Señor Jesús, tú que vives por siempre,
    porque durante tu corta ausencia confías en nosotros
    y nos encomiendas la inmensa tarea de un amor vigilante
    que no echa la siesta cuando hay tanto que hacer en torno.

    Esperamos tu venida con actitud alegre y dinámica,
    sin ansiedad estéril ni expectación angustiosa.
    Ayúdanos a unir productivamente la esperanza y el esfuerzo
    para acelerar el día venturoso de la llegada de tu reino.

    No permitas, Señor, que se enfríe nuestro corazón,
    para que al llegar nos encuentres con las manos en la tarea
    de amasar un mundo mejor y el corazón ocupado en amar.

    Amén.

  • Preguntas y comentarios al P. Domingo


  • Visítenos en Internet


  • Conozca a los Misioneros Redentoristas


  •  

     
    Publicar un comentario sobre este artículo

     Nombre

     Email (no será publicado)

     País

    Comentario



    Escriba las letras como aparecen



    * Gracias por su comentario. El número de mensajes que pueden estar en línea es limitado. La longitud de los comentarios no debe exceder los 500 caracteres. Catholic.net se reserva el derecho de publicación de los mensajes según su contenido y tenor. Catholic.net no se solidariza necesariamente con los comentarios ni las opiniones expresadas por sus usuarios. Catholic.net no publicará comentarios que contengan insultos o ataques y se reserva el derecho de publicar direcciones de correo o enlaces (links) a otras páginas.
         Herramientas del Artículo:
    Arriba
    .
    Ver más artículos del tema
    .
    Preguntas o comentarios
    .
    ¿En donde estoy?
    .
    Hacer un donativo
    Envíalo a un amigo
    .
    Formato para imprimir
    .
    Descargar en PDF
    .
    Descargarlo a tu Palm
    .
      Suscripción canal RSS

    Todos los servicios de Catholic.net son gratuitos. Sólo nos mantenemos gracias a los donativos que, voluntariamente, nos hacen algunos de nuestros visitantes. Necesitamos de tu ayuda para continuar anunciando el mensaje de Cristo a través de la Red. Ayúdanos, Dios te lo recompensará.
    DA CLICK AQUÍ PARA DONAR

    Inicio | Secciones | Comunidades | Servicios | Consultorios | Alianzas | Foros | Contacto
    Servicios por email Servicios por email
    Foros Foro de círculo de oración
    Mapas Mapa de Aprende a orar
    Opiniones ¿Qué opinas de Catholic.net?
    Comentarios Comentarios al editor de esta sección
    Biblioteca Documentos de apoyo de Aprende a orar
    Preguntas frecuentes Preguntas Frecuentes
    Donativos Hacer un donativo
    Evangelio meditado
    Reflexión diaria
    Habla con Dios
    Cambia tu vida
    Devocionario
    Devocionario
    Explicación de oraciones y devociones
    Lectio Divina
    Moniciones para la misa
    Laudes y Vísperas
    Libros de meditación y oración
     
    Lista de correo


    Suscribir
    Cancelar suscripción
    Consultores de la sección
    Acompañamiento y ayuda espiritual. Dudas acerca de la oración y la vida espiritual en general; problemas de fe y de cuestiones morales y éticas. En general, cualquier duda acerca del desarrollo espiritual y apostólico en tu vida
    Ver todos los consultores
    Apoyan a la sección
    Buscadores del Reino
    Adoración Real, Perpetua y Universal al Santísimo Sacramento
    Asociación Cultural Salvadme Reina de Fátima
    María Visión
    Espacio Sagrado

    Ver todas las alianzas que apoyan a la sección

    Eventos
    Ejercicios Espirituales Ignacianos
    Estricto retiro espiritual
    Ver todos los eventos

    Encuesta
    El Taller de oración interactivo de Catholic.net me ha servido para:
    Cambiar el concepto que yo tenía de la oración
    Controlar mejor mis pensamientos e imaginación durante la oración
    Cuidar el tiempo, el lugar, la postura y el contenido de mi oración
    Dedicar más tiempo a la oración
    Darle una mayor importancia a la oración en mi vida
    No me ha servido para nada
    No conozco el taller de oración de Catholic.net
    > Ver resultados
    > Ver todas las encuestas
    Foro de círculo de oración
    ¡Participa!
    Homenajes  |   Condiciones de uso   |   Donativos   |   Privacidad   |   Transparencia   |   Publicidad   |   Contáctanos   |  RSS
    © 2014 Catholic.net Inc.
    Todos los derechos reservados
    El lugar de encuentro de los católicos en la red